Hablemos de Bienes Raíces

Blog de Kairos Properties Lic. C-17787

Venta de propiedades en el área este de Puerto Rico. Nos encargamos de tu residencia principal, second home o propiedad de inversión.

¡Diseña tu brillante futuro con bienes raíces! Alcanza estabilidad, acumula equidad, crea capital para tu familia.

Wednesday, August 17, 2016

Vendiendo tu propiedad? Hay colores que te pagan!

Wednesday, August 17, 2016
image source: DoroLucia/pixabay
Si quieres vender tu casa rápido y a buen precio, apréndete esto: “Para los gustos se hicieron los colores” 

Colores… a mí me gustan los colores brillantes, el turquesa, verde lima, anaranjado… no me gustan el rosa, ni el rojo, ni el violeta ¡uy, ni el amarillo!.

Estoy segura de que tu dijiste “uy” a alguno de los colores que a mí me gustan porque es cuestión de gusto.

Cuando vamos a vender una propiedad queremos que le agrade a la mayor cantidad de personas, para tener más probabilidades de obtener múltiples ofertas por la propiedad y es por eso que tenemos que pintar la casa con colores neutrales.

  “¿Para que voy a pintar, María, si cuando se venda, el que se mude la va a pintar como quiera?”

Si, es cierto, una de las primeras cosas que va a hacer el comprador cuando se mude, es pintar la casa (ahhhh, ese olorcito a pintura fresca!)... sin embargo, los colores en muchas ocasiones son la razón de por qué un comprador no ve el potencial que tiene la casa, el comprador no visualiza cuan amplios son los cuartos o la sala y piensa “mi juego de cuarto/sala no cabe aquí”, y descarta la propiedad.

Cuando yo me mudé a la casa donde vivo, las paredes que rodean la cocina estaban pintadas de rojo oscuro, el color no era feo, de hecho, lo usé en otra parte de la casa, pero en esas paredes hacía que la casa se viera pequeña y el techo bajito,  tú sentías que el techo se te caía encima.

Tan pronto pude, pinté esas dos paredes de gris claro, es increíble el cambio que un color puede hacer en un espacio, la casa ahora se ve más grande y el techo más alto!

 Los colores muy oscuros (rojos oscuros, azul marino, verde bosque) hacen que la casa se vea oscura, pequeña y apretada. Los colores claros dan sensación de amplitud, frescura  y reflejan la luz.

Hay colores que disimulan imperfecciones como los grises y los café y hay colores que las resaltan, como el blanco puro, (por eso nos vestimos de negro para vernos más flaquitos ;) )

Hay colores que relajan y tranquilizan (los verde claro y azul claro) y hay colores que alertan y energizan (los amarillos y anaranjados)

¿Te acuerdas del anuncio de Harris Paints? “rojo flamboyán, turquesa del mAaAaAar…los colores de mi tieeerraaa” Hermoso ¿verdad?, pero cada cual escoge colores según su gusto y decoración, por lo tanto, al momento de decidir vender tu propiedad, hay que pintar con colores neutrales y no me refiero al “blanco hospital” necesariamente, porque, como mencione anteriormente, el blanco tiende a resaltar las imperfecciones y hace que la casa se vea “esteril”, sin vida.

 ¿Qué colores debes escoger? Puedes hacer combinaciones de gris (uno más claro, uno más oscuro) crema, marrones claros como café con marrón oscuro chocolate, blancos cálidos como ivory y “bone white”.

“Ay, pero que aburrido, Maria, yo quiero darle un toque de color a mi casa”

Primero, déjame aclararte algo, para los efectos, esa ya no es tu casa, decidiste venderla y quieres venderla rápido y a buen precio, ¿recuerdas?

Ahora vamos a explicar lo segundo, tu puedes darle color a tu casa con alfombras de área, cuadros, cojines, adornos… cosas que puedes meter en el baúl de tu carro y llevártelas cuando te mudes.

Si se queda con la casa, tiene que ser de color neutral. Por ejemplo, supongamos que tus muebles de la sala son rojos pues, pintando las paredes de gris y usando blanco y negro como colores de acento en tus cojines o floreros creaste un ambiente acogedor, neutralizando los colores de la casa y el comprador lo que imagina es lo espectaculares que se van a ver sus muebles blancos y cojines turquesa en esa sala gris.

Con aproximadamente $125.00 puedes comprar una paila de pintura para el exterior de tu casa y un galón de algún otro color neutral complementario, para acentuar alguna pared de la fachada o usarla en algún baño o cuarto pequeño.

Estos $125-$150 que inviertas en pintar tu hogar, pueden traducirse en vender la casa “full price” y no tener que rebajarle $3,000-$5,000 al precio de venta.

También, al hacer la casa más atractiva en fotos, más personas se interesarán en ir a ver la propiedad, aumentando la probabilidad de que se venda más rápido, Así que, saca el rolo y la bandeja, y vamos a pintar!